No he aprendido a cocinar, ni tampoco a defecar en una cama de hospital

sandEn esta vida que ya se va poniendo larga y lata, como no fuera por la infinidad de tonterías de las que solemos reirnos mi mujer y yo, solo hay dos cosas rutinarias que no he sido capaz de aprender y estas son cocinar y cagar en una cama de hospital.

La segunda ignorancia no viene al caso, por bochornosa, mencionarla, así mucho menos, entrar en detalles, pero la primera…

La primera no tiene explicación teniendo en mi esposa a una excelente chef empírica.

De sus inventos culinarios, de sus mágicos potajes, de sus espléndidos manjares, de sus puntos exactos de sal, azúcar o pimienta, de harina, aceite o perejil, de sus tiempos, calores y colores y muchos misterios más, me ha hecho partícipe en nuestros casi cuarenta años de vida en común, pero como con los idiomas, el mío, incluído, he sido, soy y seré un burro con honores… Burro summa cum laude.

A decir verdad, con tanta dedicación pedagógica recibida y atención selenita prestada, solamente he aprendido a hacer un arroz muy seco o un huevo frito demasiado frito y poco más, y también mal hecho.

Hoy, sin ir más lejos -por esto escribo lo que escribo- he querido sorprender a mi amada parienta con dos bikinis (sandwiches de jamón y queso, en Barcelona) en el desayuno y el resultado tras meterlo en la sandwichera, ha sido el que se desprecia (imposible utilizar “aprecia”) en la gráfica.

No he sido, desde luego, un alumno muy aprovechado.

Anuncios

Un comentario en “No he aprendido a cocinar, ni tampoco a defecar en una cama de hospital

  1. Amigo: varias cosas. marido que se respeta; deja la cocina para la mujer, así uno sea un varón domado, como el caso nuestro, ellas siempre en la cocina serán mejor que uno y no se pueden contradecir, así uno sea el mejor chef del universo, en otra idea debo decir que Ud. debe ser un hombre de gran resistencia y paciencia porque yo también tengo casi cuarenta años de casado, a su señora esposa se que desde joven era alegre y extrovertida, desde entonces se le recuerda siempre con gran cariño. por favor salúdela y le da un gran abrazo de mi parte,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s